lunes, 13 de octubre de 2014

2005- LA GUERRA DE LOS MUNDOS – Steven Spielberg






La novela “La Guerra de los Mundos” de H.G.Wells, es una de las obras clásicas por excelencia en el ámbito de la ciencia ficción. Y ello por una buena razón: fue la primera historia de invasiones alienígenas. Desde su aparición en 1898, nunca ha dejado de reeditarse una y otra vez y ha tenido una enorme influencia en incontables escritores y cineastas, viéndose adaptada a todos los medios imaginables.

viernes, 3 de octubre de 2014

1979- TRANSFIGURACIONES - Michael Bishop


Aparentemente, el tipo de novela de ciencia ficción con inclinación antropológica que cultiva Michael Bishop es engañosamente sencilla. Sólo aparentemente. En su primera y no adecuadamente valorada novela, “Un Funeral para los Ojos de Fuego” (1975), la premisa (trasladar a un pueblo alienígena fuera de su planeta) evoluciona hasta componer un gran y complejo tapiz antropológico lleno de historias dentro de historias. En “Caras Robadas” (1977), el misterio biológico tras una virulenta epidemia crece hasta convertirse en una exploración pesadillesca de la descomposición del cuerpo, la sociedad y la memoria.

La novela corta “Muerte y Dominación entre los Asadi” (1973), nominada a los premios Hugo y Nébula, sigue una pauta similar. Concebida como una serie de notas y transcripciones de observaciones reunidas y publicadas tras la desaparición de su autor, un xenólogo cultural llamado Egan Chaney, acabó formando el prólogo de lo que luego se ampliaría hasta ser la novela titulada “Transfiguraciones” (1979).

domingo, 28 de septiembre de 2014

1980- FLASH GORDON -Mike Hodges




Cuando George Lucas quiso hacer su propia película de ciencia ficción épica, pensó en primer lugar en utilizar a Flash Gordon, personaje cuyos seriales de los años treinta había absorbido con avidez siendo niño cuando fueron repuestos en la televisión. Sin embargo, los derechos del apuesto héroe rubio eran tan caros que debió abandonar sus pretensiones y crear desde cero su propia space opera. El resultado es historia y se llamó “Star Wars” (1977). La gran ironía con la que se encontró Lucas es que el éxito de su película propició, precisamente, el regreso cinematográfico de Flash Gordon.

lunes, 22 de septiembre de 2014

1956- PLANETAS MORALES - Philip K.Dick


 


El trabajo primerizo de Dick, en el que se incluyen novelas como “Lotería Solar” (1955) o esta que ahora comentamos (titulada originalmente “The Man Who Japed”, El Hombre que Bromeaba”, de una extensión relativamente breve), fue mucho más directo en su estructura narrativa y trabajo de caracterización que las complejas exploraciones sobre la naturaleza de la realidad que constituirían el núcleo de su obra años más tarde.

domingo, 14 de septiembre de 2014

1955- TARANTULA – Jack Arnold




El éxito cosechado por Warner Bros con “La Humanidad en Peligro” (1955) no podía pasar inadvertido para el resto de compañías, y dieciocho meses después Universal presentaba su propia versión de película con criatura gigante: “Tarántula”, eligiendo con mayor acierto un animalito por el que la gente siente una mayor repulsión instintiva que por las hormigas.

En el desierto que rodea Desert Rock, una pequeña ciudad de Arizona, la policía descubre el cuerpo deformado del científico Eric Jacobs. El médico local, Matthew Hastings (John Agar), se halla perplejo por lo que parece ser la causa de la muerte: un caso extremo de acromegalia, un crecimiento descontrolado de los huesos. Hastings se pregunta cómo es posible que esa enfermedad, que habitualmente es de muy lenta evolución, se desarrollara en la víctima hasta un grado tan acusado en solo cuestión de días. El socio de Jacobs, el hermético doctor Deemer (Leo G.Carroll), afirma que todo es lo que parece y se opone a seguir investigando mediante una autopsia.

sábado, 6 de septiembre de 2014

1969- UBIK – Philip K.Dick



Aunque “El Hombre en el Castillo” sea probablemente la mejor novela de Philip K. Dick y la única que ganó un Premio Hugo, “Ubik” está considerada por muchos como una obra maestra. Otros, en cambio, lo califican como un trabajo magnífico aunque imperfecto; y otros, en fin, como un fracaso no exento de mérito.

Tal disparidad de opiniones es comprensible. “Ubik” tuvo forzosamente que sorprender al lector medio de ciencia ficción de los años sesenta. De hecho, es posible que muchos ni siquiera la identificaran como una novela de ese género. Ni exhibe el positivismo de los autores de los años cincuenta, ni invoca un sentido de lo maravilloso, ni tampoco da valor a la ciencia o la tecnología. De hecho, ni siquiera presenta un mundo en el que los problemas puedan ser claramente identificados ni mucho menos resueltos.

martes, 2 de septiembre de 2014

1965- PERDIDOS EN EL ESPACIO (y 2)








(Viene de la entrada anterior)

“Perdidos en el Espacio” se estrenó el 15 de septiembre de 1965, apoyada por unos anunciantes inquietos a los que se les prometió que atraería a una audiencia de tipo familiar. Y vaya si lo cumplieron.

En 1965, un rating de 20 era considerado un éxito. Para el sexto episodio, la serie ya tenía un 23, saltando a la lista de los Top Ten televisivos. El sistema de rating era bastante sencillo: un 20 significaba, literalmente, que el 20% de todos los televisores de América sintonizaban el programa en cuestión. Esto es, un quinto del país veía el show. No solamente el público se volcó con la serie, sino también la crítica, alabando especialmente los originales efectos especiales y el trabajo de Jonathan Harris como Dr.Smith.